¿Cómo limpiar la Fibra Óptica?

¿Sabes que tan importante es mantener la fibra limpia? De hecho, tener un ambiente limpio para los conectores es uno de los aspectos más importantes en la conservación del sistema de fibra óptica. Esto es necesario para mantener conexiones de calidad.

Si alguna partícula de polvo, aceite o cualquier otro tipo de suciedad ensucia el extremo del conector, interrumpirá el correcto funcionamiento de la señal que se envía a través de la fibra. 

Un mantenimiento inadecuado de los cables puede causar otros problemas como rayar la superficie de vidrio, inestabilidad en el sistema láser y una desalineación entre los núcleos de la fibra.

Entonces la cuestión aquí es, ¿Qué hacer para limpiar la fibra óptica?

Es muy simple, antes de empezar, hay que asegurarse que el cable este desconectado por ambos extremos y que las fuentes láser estén apagadas. No hay que olvidar el uso de lentes de seguridad y revisar los conectores antes de limpiarlos.

Paso 1, inspeccionar el conector de fibra óptica o componente con un fibroscopio.

Paso 2, si el conector esta sucio, limpiarlo con una técnica de limpieza en seco. Este procedimiento consiste en usar un limpiador de cassettes a base de carretes a presión media. Limpiar el extremo del conector con un paño de limpieza seco, en una sola dirección. Este paso debe repetirse en ambas partes de la fibra óptica y se puede repetir dos veces.

Paso 3, si el conector sigue sucio, limpiarlo con una técnica de limpieza en húmedo seguido inmediatamente con una técnica en seco para así asegurarse que no queden residuos en la superficie del extremo. Se puede usar una solución especial para la fibra óptica o 91% de alcohol isopropílico. Limpiar el extremo con la parte húmeda y después en un área seca para así limpiar los residuos. Cuando se limpia en húmedo es más agresivo que cuando se limpia en seco y eliminará la contaminación del aire , así como los residuos y los residuos ligeros de aceite.

De manera similar al método de limpieza en seco, este, también puede hacerse dos veces si la fibra aún no está completamente limpia.

Importante, el extremo del conector nunca debe ser tocado durante el proceso de limpieza y también la parte limpia del paño no debe ser tocada o reusada.

El extremo de la fibra debe ser inspeccionado con un fibroscopio con al menos 200x de aumento y si está contaminado, debe ser limpiado con alguno de los métodos explicados anteriormente.

Que hacer y que no hacer a la hora de limpiar la fibra óptica:

Que hacer:

  • Apagar cualquier fuente láser antes de revisar los conectores de fibra y los componentes ópticos.
  • Asegurarse que el cable este desconectado de ambos extremos.
  • Usar lentes de seguridad. Asegurarse que los lentes de seguridad cumplan con las regulaciones y precauciones.
  • Inspeccionar los conectores o adaptadores antes de limpiar.
  • Utilice la carcasa del conector para conectar o desconectar una fibra.
  • Mantenga una tapa protectora en los conectores de fibra desconectados.
  • Guardar las tapas protectoras que no se usaron en un recipiente resellable para así prevenir la posibilidad de transferencia de polvo a la fibra.
  • Tirar los paños e hisopos usados correctamente.

Que no hacer:

  • Usar alcohol o limpieza húmeda sin cerciorarse que no deje residuos en los extremos. Puede causar daño en el equipo.
  • Revisar la fibra mientras el sistema láser este encendido.
  • Tocar productos sin que estén correctamente conectados a tierra.
  • Utilice lupas de mano sin filtro para inspeccionar los conectores de fibra.
  • Conectar una fibra a un fibroscopio mientras los sistemas láser estén encendidos.
  • Doblar o jalar sin cuidado un cable de fibra.
  • Reusar algún paño, hisopo o carrete de cassette de limpieza.
  • Tocar una parte limpia de un paño, hisopo o carrete de cassette de limpieza.
  • Tocar alguna parte del paño o hispo donde se aplicó alcohol.
  • Usar alcohol alrededor de alguna flama o chispa.